Ocho razones para escuchar música

“La música compone los ánimos descompuesto y alivia los trabajos que nacen del espíritu”,- decía Miguel de Cervantes allá por el siglo XVI. Y es así. No hay nada como la música.

A lo largo de la historia y a través de diversas civilizaciones siempre nos ha acompañado. Es un arte inherente a la historia de los humanos. Pero, además, muchos estudios demuestran que la música tiene efectos increíbles sobre el cuerpo humano.

 

La música afecta a nuestro cerebro

La música afecta a la química del cerebro. Cuando escuchamos alguna melodía que nos agrada liberamos dopamina en el hipotálamo que se relaciona con el placer. Este estado de bienestar mejora los procesos de aprendizaje, el comportamiento, la actividad motora, el sueño y la atención.

Por ello, cada vez más especialistas médicos usan la música en tratamientos con pacientes de parkinson, alzheimer, autistas o personas que se estén recuperando de un ictus o una operación.

Así que, nombremos ocho beneficios que posee la música. Ocho motivos por los que no debemos dejar de disfrutar de las maravillosas composiciones musicales que hay.  Ocho ítems estudiados durante años por muchos médicos, científicos y estudiosos de reconocido prestigio a nivel mundial. Y que hoy, desde Zukoabega recopilamos para tí:

 

 

1.- Aprender música de niño aumenta tu CI

Hay varios estudios que indican que aprender música de niño aumenta el coeficiente intelectual y ayuda al rendimiento académico. Además, los niños estudiados que habían tenido una educación musical, mejoraron en habilidades verbales y no verbales y aumentaron su capacidad para entender formas y patrones.

 

2.- En grupo tiene más efectos positivos

Si cantas en un coro o lo has hecho alguna vez, enhorabuena. Se ha demostrado que el trabajo en grupo genera una emoción que se sincroniza. Esto ayuda a aumentar el optimismo y favorece las relaciones personales.

 

3.- El cerebro se activa

Cuando se escucha música el cerebro aumenta la velocidad de las ondas cerebrales. Lo cual aumenta el rendimiento de la memoria. Si elegimos melodías menos rítmicas podremos reducir el estrés y mejorar la concentración.

 

4.-Da energía y relaja

Al escuchar una música suave, ésta afecta al latido del corazón, al pulso y a la presión arterial. Nuestro estado general mejora. Estamos más en alerta y si hacemos yoga, favorece la meditación. En general, nuestra salud se refuerza. Y si tienes insomnio, hasta facilita que te quedes dormido mucho antes.

 

5.- La música engaña al cuerpo

Es tal el poder de la música que incluso fortalece nuestro sistema inmunológico. La música es capaz de confundir al cerebro de tal manera que desvía la sensación de fatiga. Si hacemos deporte, la música rítmica, está demostrado que favorece el rendimiento.

6.-Aísla el estrés y favorece el optimismo

Muchos sanitarios mantienen que con tan sólo media hora de música a la semana se reduce el estrés y la ansiedad. Esto favorece un estado de ánimo mucho mejor, y si estamos un poco depres, ayuda a que salgamos de ese bache un poco antes. La música cambia el ánimo y eso nos ayuda a tener autocontrol y mejorar nuestra confianza.

7.- Reduce el dolor

Escuchar música a diario reduce el dolor crónico hasta en un 21%. La liberación de endorfinas hace que los sonidos melódicos se conviertan en el mejor analgésico natural.

 

8.-Hace feliz

En definitiva, si liberamos dopamina, el cerebro hace que te sientas mejor. Si estás bien, estás feliz. Y si estás feliz, atraes cosas buenas. Y si todo te va bien, disfrutas más.

Con lo cual, desde Zukoabega, te recomendamos: Escucha Música. Ve a conciertos. Baila. Siente tu corazón y Vive. Porque algo tan sencillo como unos acordes, puedes ser la clave para que seas un poco más feliz.

 

 

 

© 2016 Siete.Online | Zukoabega Producciones
Síguenos: